Estás en:  > Deportes
Miércoles 27 de abril de 2011

Parte la cruzada en el campanil para frenar a los católicos

Leonel Mena y Alejandro Gaete vivirán el sábado un partido especial, porque ambos estuvieron en la Cato y confían en hacer la gracia.

Collao se vestirá de gala el próximo sábado para recibir al equipo que está en boca de todos: Universidad Católica, que llegará a Conce con el pecho inflado después de su victoria grandota en Porto Alegre, ante Gremio, que los deja con un  pie y medio entre los ocho mejores de la Copa Libertadores.

A ese equipo tendrá que enfrentar la aproblemada Universidad de Concepción, que vive la cara fea del fútbol. Entre los últimos lugares del campeonato y con pocas chances de meterse en los playoffs. Pero dentro del plantel del Campanil hay dos que vivirán el
choque de manera especial.

Desde chicoco

Alejandro Gaete vistió desde pequeño la camiseta cruzada, porque llegó a los 9 años y se fue a los 21. "Terminando juvenil decidí salir a préstamo porque veía que no había mucha opción, por los jugadores que estaban llegando al primer equipo. De mi categoría están jugando el Gato Silva y Hans Martínez que es un año menor y siempre estamos en contacto", indicó el defensa que contra los cruzados podría estar como volante de contención.

Gaete agradecerá por siempre el haber estado en la UC, porque gracias a eso se salvó la vez que sufrió un infarto, cuando tenía 17 años y el médico Fernando Yáñez lo auxilió. Por todo eso, "jugar con el equipo que te formó, tanto como jugador y persona, siempre va a ser importante".

Presente en la última corona

El caso del Leo Mena es distinto al de Gaete, porque sólo estuvo un año vistiendo la franja. De junio de 2009 a julio del año pasado. Claro que nadie le quitará el mérito de haber estado en el plantel que se quedó con el último título de los cruzados, porque jugó toda la primera rueda, cuando la UC era dirigida por el Fantasma Figueroa: "Recibimos algo del premio, así que es importante que no se olvidaron de los que se fueron" apuntó el Leo, que siempre se comunica con "Francisco Pizarro y Paulo Garcés.

“En general, trato de estar en contacto con ellos porque dejé grandes amistades, pero el sábado esa amistad queda fuera de la cancha, porque necesitamos ganar", recalca.

-¿y alguna apuesta con tus ex compañeros?
"Nooo, así como vienen ellos no conviene mucho, jeje".